domingo, 10 de enero de 2016

Columna San Cadilla Norte - 10 Enero 2016

Anuncios
NUEVA CASA FELINA

En proyecto

El Estadio Universitario tiene 48 años, ya está viejito, por más manitas de Tigres que le meten.

"El Inge" prometió que en marzo del 2013, hace casi dos años, se daría a conocer el proyecto de remodelación del Uni y ese anuncio no llegará nunca.

Esto no quiere decir que los Tigres se vayan a quedar de por vida en su casa, esa que cada seis meses se oxida y la tienen que pintar.

El anuncio llegó por otro lado y con un mensaje mejor para los seguidores felinos y para la Ciudad, porque viene ¡otro estadio nuevo!

El Gobernador Jaime Rodríguez, El Bronco, en una reunión interna que no se dio a conocer a los medios, les dijo a los Alcaldes del área metropolitana que el proyecto está avanzando y hay dos opciones para ubicar la nueva cueva de los Tigres.

Si los Rayados se mudaron a Guadalupe, los felinos lo harán a Monterrey.

De los dos posibles destinos el más viable es el de los terrenos de Ferrocarriles.

Sí, los felinos se mudarían cerca de su actual casa, pero ya en terrenos del Municipio de Monterrey, sobre la Avenida Manuel L. Barragán.

La otra opción para ubicar la nueva cueva felina también es en Monterrey, en el Río Santa Catarina, a la altura del Parque España, enfrente de Fundidora.

El inmueble que se proyecta ahí tendría un costo de 500 millones de dólares y sería con capital de ingleses.

Próximamente se dará a conocer cuál opción es la elegida. Lo que sí se sabe es que la construcción iniciaría en el 2017 y sería meses antes del 2020 cuando quede terminado.

El rayado

Y hablando de estadios nuevos, ayer me fui al BBVA Bancomer a ver si La Pandilla, sí, la del Cerro de La Silla, había arreglado la defensa para los partidos en serio y al menos ayer vi con gusto que dejaron en cero al subcampeón Pumas.

Pero no fue lo único que arreglaron, porque ya hay más puestos de venta de bebidas y alimentos en el pasillo principal y en el segundo nivel.

Otra cosa positiva es que ya no te obligan a comprar cheve doble, ya venden de a una, la Tecate en 45 pesos y la Heineken en 40. Y como ayer estaba cervecera la tarde-noche me eché nomás dos verdes, porque si se me pasan luego ando hablando en holandés.

Bendita Liga

Inició la Liga, señores, y no saben la alegría que eso me da, porque todo vuelve a la vida, todo regresa a la normalidad, los sábados vuelven a ser sábados.

Y ya que rodó el balón, hay un deseo especial que existe en ambos equipos y ése es que nadie se quede sin Liguilla en este torneo.

Muchos pasamos por alto lo que significa que los clubes lleguen a la Liguilla. No se trata sólo de cumplir el objetivo del torneo, que puedes pelear por el título y quizá hasta alcanzar el campeonato.

No, hay más cosas, quizá más trascendentes atrás de los buenos resultados de un equipo.

Desean primas

¡Épale! No son las primas que se están imaginando, son las otras. Este deporte es profesional y, por ende, se paga dinero, en algunos casos muy buen dinero como es para los jugadores, cuerpo técnico y directivos.

Por lo general, en un contrato de un jugador o entrenador se establece una suma garantizada y variables por objetivos. Mientras mejor le vaya al equipo, mejor para todos.

Bueno, eso es para los jugadores, pero no nada más ellos ganan más si al club le va bien.

Se ponen casa

Hay quienes se la pel..., se la rifan igual o más que los jugadores, que se despiertan mucho antes que los futbolistas, que a veces tienen que andar pidiendo "ride" para llegar a su trabajo, que se van horas después de que salió el último jugador del vestidor y que para naaada ganan igual que ellos.

Éstos son los utileros, terapeutas, médicos y demás gente que hace el trabajo en silencio y que también recibe un extra cada que el equipo pasa a la Liguilla o consigue campeonatos.

Hubo uno que me platicó que durante un torneo les estaba yendo tan bien que un jugador agarró de cábala el darle una lanita cada que ganaban. No, pues este compa se cuajaba todavía más cuando metía goles.

Eso era lo que le daba el jugador por gusto, no sólo a él, a los demás utileros también.

Pues tocó la suerte que fueron campeones y con la lana que repartió ahora sí el club, como premio, terminó hasta de pagar su casita. No sé de cuánto era la casita ni cuánto le faltaba por pagar, pero pues con eso se alivianó.

Por eso ahora que empieza un torneo, vale apreciar que todo lo que pasa en una cancha tiene consecuencias más allá de ganar o perder un partido.

Difícil pensar que esto es "sólo un juego". Es un trabajo y, como tal, mejor desempeño representa mejores recompensas.

En las redes de Sanca

Lo mejor de Twitter

@bito2000
"Quitándole el globo a mija, ya nomás falta que digan que no se puede gritar".

@mayrarojor
"Nos andan quitando los globos de la fiesta".

@tavoags
"Dile a Dorlan que yo compro 17 balones para dárselos, ya que suelte la pelota".

@Geraortez
"Carlos Sánchez pareciera que no se cansa, como ha corrido. Jugadorazo".

@diego2249
"Que le digan a Pumas que no es partido de ida y vuelta".

@justloldude
"Ni una pasada con un trapo le dieron a mi club seat, méndigos. Listo pa'l fucho".

@emmanuelduart28
"¡Oye, alguien que le preste un balón a Dorlan Pabon, todas las quiere hacer y tirar él!".

@soy_tigre1208
"¿Este partido también va a durar cuatro tiempos, para comprar más cheve?".

@jacabellov
"¿No le darían la beca Santiago Baños a Mier?".

Mail: sancadilla@elnorte.com
Anuncios