jueves, 28 de enero de 2016

Columna San Cadilla Reforma - 28 Enero 2016

Anuncios
El chofer que la 'cruzazuleó'

Anoche la cosa se puso loquísima afuera del Estadio Azul, pues como les conté por Twitter en , el autobús del Cruz Azul dejó olvidados a Fabio Santos y Víctor Vázquez, quienes tras no dar crédito, caminaron hacia Insurgentes a la media noche para detener a un taxi y poder irse al hotel de concentración luego del juego de Copa ante Mérida.

Luego de las carcajadas, pues me puse a investigar qué había pasado y digamos que la "cruzazuleada" de ayer fue más bien un encadenamiento de coincidencias muy desafortunadas.

Resulta que Santos y Vázquez se quedaron a esperar a su técnico, Tomás Boy, afuera de su vestidor, pero no se percataron de que al momento de pararse en la puerta, Boy, quien andaba de muy buen humor, ya había salido y escalado la eterna escalera hacia la calle para treparse al autobús.

Como usualmente el último que sale y sube a la unidad es El "Jefe", el chofer del camión se dejó llevar por la rutina y, en cuanto subió Tomás, arrancó sin mayor recato, mientras Fabio y Víctor caían en la cuenta de que su entrenador ya no estaba abajo y, tras subir hacia el exterior, su sorpresa fue mayúscula al notar que el transporte había partido del Azul. Al menos, los dos "olvidados" se lo tomaron con filosofía y se rieron todo el tiempo mientras caminaban buscando el taxi.

La moraleja para mi querido chofer del autobús es que le haga como los de las líneas comerciales: checar que todos han abordado antes de emprender el viaje.

Viva México

Me enteré de que por más que diga Juan Carlos Osorio de forma pública que los naturalizados elegibles a la Selección Nacional tal vez tengan su oportunidad más adelante, la verdad es que en su mente no hay ninguno que se acerque a sus expectativas y necesidades.

Fuera de Guido Pizarro e Ismael Sosa, a quienes mencionó el martes y no son elegibles, el colombiano no llamará a más, al menos en este año, porque no ve a otro que supere la calidad de lo que tiene entre los mexicanos por nacimiento.

Así que jugadores como Damián Álvarez, "Chaco" Giménez, Emmanuel Villa y demás, que sí son elegibles, tendrán que esperar a que las cosas se le compliquen al Tri y no haya más remedio que llamarlos, o que de plano llegue otro entrenador.

Y la postura de Osorio no es porque haya declarado que se debe proteger a la Selección ante tantos extranjeros y naturalizados en la Liga MX, sino porque simplemente no hay calidad entre los que son elegibles.

Esto debería poner más en alerta a los ambiciosos dueños de equipos, porque Osorio los está encuerando en púbico, dejando patente que todos los naturalizados que están tapando lugares para chavos nacidos en México no tienen nivel para la Selección Nacional.


Mail: san.cadilla@reforma.com
Anuncios