miércoles, 3 de febrero de 2016

Columna San Cadilla Reforma - 03 Febrero 2016

Anuncios
Invaden la cabecera sur

Cruz Azul ya ganó en el Clausura 2016, pero la organización del staff del Estadio Azul y la Policía capitalina en ese inmueble siguen sin dar una.

Les platicaba que el martes 26 de enero, la Sangre Azul volvió a ocupar la que anteriormente era su zona en la cabecera norte. Bueno, pues el sábado siguiente un grupo de 20 barristas celestes se colocaron nada más y nada menos que ¡en la cabecera sur! sí, ahí donde se ubican las porras visitantes.

De no ser porque apenas entraron unos poquitos aficionados de Chiapas, a los que colocaron en la parte superior de dicha cabecera, igual habríamos visto algún conato de bronca atrás de la portería, donde los hinchas cementeros cantaban y brincaban a placer.

Lo peor de todo es que los granaderos fueron por ellos hasta el minuto 34, o sea más de media hora después de que se apostaron en esa localidad sin que ninguna de las autoridades hayan evitado que entraran ahí de inicio.

No sé si el staff del Azul y la Policía perdieron la capacidad de manejar a la Sangre Azul, con eso de que en el último semestre apenas y se apareció, pero más vale que le pongan más cuidado, porque un error así en un duelo contra un club que cargue con más afición puede acarrear consecuencias muy graves.

A detener la multa

Ya me enteré de que el asunto de la multa que la FIFA le puso a la FMF por el tristemente célebre grito de "¡Puto!" a los arqueros rivales va a avanzar a velocidad de caracol, pues antes de que la parte mexicana tenga chance de repelar, necesita que los mandamases del futbol le manden un reporte detallado de la sanción para saber en qué dirección patalear para aspirar a salirse con la suya.

Como no hay visos de que ese reporte vaya a llegar pronto, pues la Fede está ganando tiempo y haciendo borradores de su apelación. porque está convencidísima de que no quiere pagar los 20 mil dólares que le pusieron de castigo por el grito que la FIFA considera homofóbico.

Y aunque esa lana es nada para los millones que maneja la FMF, las huestes de Decio de María prefieren gastarla en trabajo con Selecciones menores, para operación o lo que sea, con tal de que no vayan a parar a las arcas de la FIFA. Ya ven que luego usan la lana para cosas chuecas.

De tal suerte que, mientras más tarde la FIFA en hacer su chamba, más tiempo da a los mexicanos para prepararse a no pagar, aunque lo que sí tiene preocupada a la gente de la FMF es cómo convencer a los señores de Suiza para que "despenalicen" el gritito y que no les provoque más multas, porque con el juego ante Canadá en el Estadio Azteca a la vuelta de la esquina, no quiero pensar qué va a pasar cuando Melquiades le pida a la gente no gritarle al portero visitante. Hasta la Voz del Azteca se va a llevar su insulto a casa.

Mail: san.cadilla@reforma.com
Anuncios