jueves, 31 de marzo de 2016

Columna San Cadilla Mural - 31 Marzo 2016

Rezos tricolores

Quien volvió preocupado de Europa es Raúl "Potro" Gutiérrez.

No me gusta decir "se los dije", pero se los dije. El DT se echó presión de a gratis con el pleito barato contra aficionados regios vía Twitter y eso se suma a que en momentos en que no debía ceder jugadores, lo hizo; claro, él y todos los que andan en Selecciones Nacionales.

Tras las paseadas que les pusieron Japón y Portugal, el seleccionador Sub 23 sacó conclusiones de a quiénes no volverá a llamar para la lista definitiva para los juegos Olímpicos de Río, además de la decepción que sintió con algunos otros.

Encima de eso deberá rezar para que Juan Carlos Osorio le preste a los famosos refuerzos mayores.

Para empezar, vio el problemón que tiene en la central con el distraido de Carlos Salcedo (el "Potro" le dijo así, yo no hago bullying), pero el único confiable para ser llamado a ese hueco a estas alturas es Héctor Moreno, el mismo a quien el colombiano ve como inamovible del Tri Mayor.

La bronca es que si el PSV o el Porto no son campeones de sus Ligas, no prestarán para Río 2016 a Moreno, Andrés Guardado o Jesús "Tecatito" Corona porque deberán disputar fases previas de la Liga de Campeones.

Así que, tras ver cómo anda el asunto con los locales juveniles, ya reza para que desde Europa pueda venir la salvación.

Lo ven en vivo

Y hablando de la Sub 23 y de defensas distraídos, aunque se veían las tribunas vacías en los amistosos en Portugal, sí había gente. No me refiero a aficionados, sino a familiares, visores y promotores europeos.

Algunos iban por iniciativa propia y otros invitados por agentes mexicanos y hasta familiares que le buscan acomodo al hijo, como el papá de Carlos Salcedo, quien se dedica a ese negocio.

El defensa de las Chivas fue seguido por el papá, algunos buscadores, acarreados y personal del Benfica, quienes seguramente tenían informes de la calidad del zaguero y querían verlo en persona.

Ya se imaginarán la sorpresa de los señores cuando al minuto 11 vieron en vivo y a todo color el osote del defensa de las Chivas al regresar el balón sin levantar la vista y que terminó en un rival, para que anotara el primero de la goleada.

En el primer juego tampoco le fue muy bien y, tras el primer tiempo que dio, el "Potro" ya no lo mandó al segundo y se quedó con las ganas de componer el asunto.

Ah, pero con todo y su actuación, hubo portugueses que preguntaron detalles del "Titanic" (¿quién le puso ese apodo tan raro?) y es un hecho que todos ellos se llevaron todo lo bueno del zaguero, pero también lo malo, al igual que otros jugadores, de quienes también pidieron más información, con todo y la exhibición que dieron.

Los que andan preocupados son los de las Chivas, porque saben que la familia no le está ayudando nadita al jugador, aunque también tienen claro que no les costó tan caro y casi cualquier oferta que llegue por él será benéfica.

Por lo pronto, el domingo veremos cómo le va contra los Pumas.

Fin del ciclo

Los movimientos en el interior del Atlas continúan y hoy se irá del club un elemento clave de Fuerzas Básicas.

Quizá no les suene mucho el nombre, pero Germán Bayardo será hasta hoy el director de la casa club de los Zorros y para muchos jugadores fue un tutor, asesor, guía y hasta como un padre.

Su trabajo con los chavos de la choza (así le dicen a la casa club) fue determinante en decisiones claves de varios, como Jorge Torres Nilo, Poncho González, Hugo Ayala, Luis Robles o Gerardo Flores, por mencionar a algunos.

Tenía la responsabilidad de cuidar a 40 talentos desde los 11 y hasta los 18 años de edad, seleccionados previamente por los visores.

Por ejemplo, cuando los Tigres compraron el pase de Poncho y el jugador contempló irse, Bayardo fue quien lo convenció de que para su carrera era más conveniente seguir de rojinegro en lugar de ir a calentar banca como otros jóvenes en el norte.

Ahora la directiva de Gustavo Guzmán no la tendrá fácil para elegir al sustituto.

Mail: san.cadilla@mural.com