lunes, 11 de abril de 2016

Columna San Cadilla Norte - 11 Abril 2016

¿Out?

Para mí, sí, para mí Tigres ya está fuera de la Liga.

No da para más. El equipo está cerca de hacer un fiasco, un fracaso liguero que algún día tenía que volver a llegar.

Este Tigres está "out", señores. Este Tigres, lamento decirlo, y más porque es el mejor equipo en México en los últimos dos años, ya no le gana a nadie. A nadie.

Nunca hubiera pensado que a seis días de que se juegue, tengo duda si pondré "empate" o "victoria"... ¡ante Dorados!

Lo del sábado fue de dar pena. No por perder en Pachuca, no, pues era el rival que mejor juega al futbol, sino la manera cómo se perdió.

Tigres está "jodido" (perdonen la palabra), en la Liga está siendo un fiasco y no se ve por dónde.

"Esto ya lo sabemos, Sanca", me han de decir muchos, entonces acudamos a quien sabe los motivos para que nos diga qué demonios le pasa a este equipo que, cada semana que pasa, juega peor.

(Aunque no les guste leerlo, es la verdad, cada vez juega a menos y a menos y a menos).

Síganle...

La charla...

Yo quería saber cuál era el real motivo, la neta, la verdad de lo que le pasa al equipo, no lo que se opina en Twitter, en Face, en grupos de Whats, o en borracheras, los típicos "yo creo que..." que muchas veces lo dicen con unos eggs y que creen que "sus verdades" es "la verdad".

La pregunta fue directa, una recta de más de 100 millas por hora de ésas que lanza Aroldis Chapman ahora con los Yanquis de NY.

"Ya, directo brother, sin rodeos, ¿dónde está el mal, por qué cada vez juegan menos al futbol, por qué ya no ganan?, ¿son ustedes, es Ricardo, son todos?", le pregunté a mi Judas Jugador.

Señores, y lo repito, que Mario Castillejos, que Careca, que Gómez Junco, que yo, que José Ramón, que los de Televisa, los de TV Azteca o peor aún, que ustedes como aficionados den su opinión de lo que creen que está pasando, no es tan real como sí lo es si viene del que lo vive.

Lo de todos es basado en un "yo creo que...", mientras que el jugador dice lo que pasa. Claro, claaaro, mis jugadores y en privado. Si les ponemos un micrófono, entonces sí desconfíen.

"La cosa está muy jodida, el cansancio físico y mental es cada semana mayor. Ésa es la verdad que podrías escuchar de todos en privado. Es una realidad. Ya no da más. Queda muuuy poco fondo físico ya. Y al estar jodidos dentro de la cancha, hace que tomemos malas decisiones.

"Preferiría decirte 'es un bajón de juego, pero hablaremos en el vestidor y ahí nos comprometeremos, en la unión podemos sacar esto adelante', preferiría decirte eso, porque eso sí tiene arreglo, pero estamos llegando a la recta final de un año sin pretemporada y eso nos tiene jodidos", me dijo.

(Repite mucho esta palabra).

Síganle...

Y más...

"A ver, si me dices que es por lo físico, porque no tuvieron pretemporada, por los partidos extra y sus viajes, y todo eso los ha llevado a un agotamiento sin pretemporada, ¿entonces debo concluir que esto ya valió mother?, porque entonces la cura es muy poco viable, pues ni modo que en una o dos semanas les vuelva el fondo físico", le dije.

Y aquí viene algo que no me había dicho tan directo. Me regresó la recta a 101 millas de Aroldis Chapman.

"Esta semana va a ser muy importante, desde mañana lunes (hoy)", me dijo, y le pregunté: "Aaah, chinga'o, ¿que les van a meter tanques de oxígeno o qué?".

"Será muy importante que 'Tuca' nos quite carga de trabajo. Las cargas de entre semana también afectan. Ojalá vea que eso no ayuda del todo. Si esta semana se aligera el entrenamiento, no que nos relajemos, sino que no haya cargas, que sea más relax, nos ayudará en el cansancio físico.

"Pero depende de él. En eso sí tiene que ver él, porque hemos tenido mucha carga y aún entre semana hay mucha friega. Esta semana no tenemos juego, es semana larga, hasta el sábado jugamos, y si la aprovechamos sería genial, pero ya no depende de nosotros los jugadores, depende de él", puuum, eso no me lo había dicho tan directo.

Fue duro y directo a la cabeza. A'i le dejo el mensaje a Ricardo.

¿Sólo eso?

Pero no quise parar en lo físico. La pregunta era obligada.

¿Por qué cada que van ganando vemos -porque eso se ve, es innegable- que el equipo ataca menos, lo que la afición de tribuna chicharroneramente le llama 'se echan para atrás'?

Yo quería por fin leer o escuchar la versión de uno de los jugadores de Ricardo, para de una vez saber qué sucede.

"Tengo más de 2 años y medio aquí y jamás he recibido la indicación de defendernos de parte de él. Nunca. Su estilo es de posesión y de pasear la bola y a partir de ahí atacar, pero eso de 'váyanse para atrás' o 'vamos ganando, defiendan', jamás", me dijo.

¡¡¡Entonceees!!! Los signos de admiración representan a mi cara de asombro, de 'no te creo', con estos ojazos abiertos que Doña Sanca cada vez que llego a casa se come (la condenada comienza con los ojos... ¡ouch!).

"No me digas eso, siempre los empatan o les dan la vuelta", le cuestioné.

"Lo físico ya no nos da, y quien ha jugado al futbol, aunque sea llanero, sabe que si estás jodido en la cancha las reacciones no son buenas, en lo mental tampoco y eso provoca goles en contra. Este torneo no es el planteamiento, es lo que te digo".

La charla terminó y yo lo haré recordando a mi abue don Mario Benedetti cuando escribió "Viceversa".

"...resumiendo,

estoy jodido y radiante

quizá más lo primero

que lo segundo

y también

viceversa".

PD: Así están los Tigres entre su estado físico de la Liga y su Final de "Conca".

"Estoy jodido y radiante

...y también viceversa".

Mail: sancadilla@elnorte.com