lunes, 8 de agosto de 2016

Se defienden como fieras

Anuncios
Por: Juan Carlos Jiménez (08 agosto 2016)

En 42 años de historia en Primera División, los Tigres nunca habían iniciado un torneo sin recibir gol en las primeras 4 jornadas.

Desde la temporada 1974-75, cuando los felinos comenzaron su historia en el máximo circuito, no tenían una muralla de acero como la actual defensa en el arranque de una temporada.

Lo más que habían logrado mantener el cero en un inicio de torneo fue en el Verano 2000, cuando no permitieron gol en las primeras tres fechas.

Aquel año el equipo era dirigido por Víctor Manuel Vucetich y colgó el cero en la Jornada 1 ante Atlas, al que goleó 4-0, y en las fechas 2 y 3 tras empates sin goles ante Celaya y León.

En la cuarta jornada las Chivas de Ricardo Ferretti, hoy timonel felino, les rompieron la muralla al vencerlos 1-0 en el Estadio Universitario con gol de Paulo César "Tilón" Chávez.

Y hoy, 16 años después, bajo las riendas del "Tuca", la zaga felina es una auténtica cortina de acero, pues dejó en blanco de las jornadas 1 a la 4 al Santos, Atlas, América y Chiapas.

Si los Tigres logran mantener intacta su meta el domingo ante Toluca, estarán a sólo 28 minutos de superar el récord de un mejor arranque en torneos cortos, que lo tiene el Cruz Azul del Clausura 2015.

La Máquina es el equipo que mejor ha iniciado defensivamente un torneo en los últimos 20 años, pues en ese Clausura 2015 llegó hasta el minuto 27 de la Jornada 6 sin recibir gol.

Los Cementeros colgaron el cero de la Jornada 1 a la 5 ante Pachuca, Santos, Veracruz, Puebla y Rayados, y perdieron la marca en la Fecha 6 cuando el chileno Patricio Rubio, del Querétaro, abrió el marcador en el Estadio Azul ante La Máquina de Luis Fernando Tena.

Es por eso que para alcanzar al Cruz Azul, la zaga felina deberá salir ilesa de la visita del domingo al Estadio Alberto "Chivo" Córdoba para enfrentar al Toluca, que está usando ese escenario por la remodelación del Nemesio Diez.

Esta muralla auriazul tiene como autor intelectual a Ferretti, técnico al que le gusta que sus equipos sean sólidos defensivamente.

Y aunque el "Tuca" asegura que en sus equipos todos defienden, sí tienen mención especial el portero Nahuel Guzmán y los defensas Israel Jiménez, Hugo Ayala, Juninho y recientemente Alberto Acosta, quienes están conformando una zaga difícil de vulnerar.

TIENEN EN LA MIRA SU PROPIO RÉCORD 

De seguir desgarrando el ataque de los rivales, los Tigres van tras la huella de su propio récord.

En los 20 años de historia de los torneos cortos que iniciaron en agosto de 1996, el equipo que mejor se ha defendido son los Tigres.

La marca es de 9 goles en contra que lograron en el Clausura 2011, aquel fatídico torneo que tuvo un final infeliz cuando los Tigres hicieron un temporadón, pero los echaron las Chivas en Cuartos de Final.

Pero estos Tigres no se parecen en nada a aquellos del 2011, por lo menos en el arranque del torneo, pues a la Fecha 4 ya habían recibido 4 goles, a diferencia del presente cuando siguen invictos en su portería.

Tras recibir goles de Querétaro, América y Toluca en el arranque del Clausura 2011, los Tigres montaron una muralla de la Fecha 5 a la 9, al dejar en blanco a Santos, Cruz Azul, Rayados, Puebla y Chivas.

En la Jornada 10, los Jaguares les anotaron y de la Fecha 11 a la 17, sólo Pumas y Pachuca les pudieron marcar, para terminar con 9 goles en contra.

Esa defensiva felina es prácticamente la misma que la actual, sólo que el portero era Enrique Palos en lugar de Nahuel Guzmán y Jorge Torres Nilo estaba como lateral izquierdo, posición que hoy está ocupando Alberto Acosta.

Esos 9 goles recibidos son la mejor marca de la Liga MX para un equipo en un torneo corto, falta ver si la actual versión de los Tigres logra mejorar esa cantidad que ellos mismos patentaron.
Anuncios