viernes, 7 de octubre de 2016

Columna San Cadilla Mural - 07 Octubre 2016



Viendo a futuro

Cuando Jorge Vergara y Matías Almeyda se frotaban las manos, saboreándose la Copa Libertadores, que nos llega la Conmebol y lo arruina todo.

Hace unos días, los directivos conmebolos avisaron que quieren que el torneo se haga de febrero a noviembre; hasta ahí no le veo problema, pero resulta que habría más equipos y en vacaciones de verano no pararían.

El problema mayor no es ése, sino que los femexfutos sienten que las fechas se van a empalmar todavía más con nuestra Liga MX y Enrique Bonilla ya salió a amenazar a los sudamericanos diciendo que los clubes mexicanos tendrán que mandar a sus equipos Sub 20.

Además de la exageración de Pepe Morsa, porque a estas alturas casi todos tienen plantel de más de 20 jugadores sin incluir juveniles, creo que se puede programar de manera que se siga participando en la competencia sudamericana.

Donde ya se le vino el mundo encima a los rojiblancos es porque si quedan campeones en diciembre, por reglamento deberán participar en la Liga de Campeones Concacaf a partir de julio, lo que implica que si la Libertadores de 2017 ya será anual, entonces deberán renunciar a ella.

No es tan sencillo como decir: "Ah, pos elegimos la Libertadores", porque no es de cuál prefieren, TIENEN que ir a la Concachafa.

Sí, también existe el incentivo de ganarla y participar en el Mundial de Clubes, pero como eso se daría, en el súper hipotético caso, hasta 2018, obviamente que al DT argentino ni siquiera le suena atractivo porque para que él llegue a esas fechas siendo entrenador de las Chivas, antes se casa mi prima solter... #OkNo.

El caso es que ya dijeron nuestros dirigentes que analizarán el futuro en la siguiente Yunta de Dueños que será tan pronto como el 5 de diciembre. ¡De buenas que traen prisa!

Así como lo leen, como todos los que mueven la yunta y deciden en nuestro balompié son hombres muy ocupados, pues ya verán que pasa para ese entonces.

¿Y si ya es demasiado tarde? ¿Y si para esas alturas ya no hay mucho por hacer? ¿Y sí ya no hay negociación o propuesta que le convenga a los sudamericanos?

¡Lás-ti-ma-Mar-ga-ri-to!

Que vivan nuestros directivos.

Leyendas vigiladas

Ayer les platicaba del partido de leyendas que se jugará el próximo domingo en el Estadio Jalisco y que tendrá buena convocatoria.

Aunque ya les dije que está lejos de ser de esos juegos bananeros de pueblo en el que les quedan debiendo a los invitados la lana prometida, no está de más comentarles que la organización está tratando de ser seria porque además esto buscan hacerlo permanente.

Algunos de los organizadores han hecho ya partido en Monterrey con muy buenos resultados y la intención es armar algo en León y también en el Estadio Azteca, pero bueno, por lo pronto que todo salga bien en este juego.

La mayoría de los futbolistas estará llegando entre hoy y mañana, incluyendo los africanos americanistas y los rojiblancos foráneos, así que si alguien quiere aprovechar para autógrafos hay un hotel frente a Plaza del Sol en el que podría encontrarlos.

Yo sé que más de uno ya pensamos que como fueron futbolistas andarán organizando alguna pachanga el sábado en la noche para recordar viejos tiempos.

Pues déjenme decirles que nanais. Quien quiera aplicarla deberá ser mucho más astuto que en sus mejores épocas porque una vez que quede paganini a cada uno el día previo tendrán vigilancia justamente para evitar alguna fiestecilla que les impida rendir al día siguiente.

Sí, así como lo leen, incluso todo esto ha quedado bajo contrato, así que aunque todos confiemos en su honestidad, responsabilidad y profesionalismo, pues por si las moscas todo está platicado y firmado.

Es más, con decirles que habrá médicos y especialistas para estar al pendiente de aquellos que crean que se retiraron ayer y el cuerpo les diga otra cosa.

Seguramente de esta manera la nostalgia se disfrutará más el domingo, ¿no creen?

Aquí, más que nunca aplica esa frase: "Ya no están para esos trotes".

Mail: san.cadilla@mural.com
Anuncios