jueves, 8 de diciembre de 2016

¿A qué quieren jugar?



Por: Mario Castillejos (08-diciembre-2016)

De Passarella a Vucetich y de Vucetich al "Turco", los Rayados tienen más de una década deambulando por las canchas sin un estilo en realidad.

Igual pretenden que la ausencia de estilo sea el estilo, pero eso aún lo estoy investigando.

Lo que nadie puede negar es que en los últimos años, cuando ganan, lo hacen sin aferrarse a un cómo ni a un por qué, aplicando -como diría Juan Tallón- una hoja de ruta, cuya primera regla es que no hay hoja de ruta.

Se trata de ganar por su propio peso y, al final del día, refugiarse en la cómoda, pero a la vez peligrosa premisa que reza: en futbol, la verdad se inventa en un instante.

Ésa es la única explicación sustentada de tanto vaivén, inestabilidad o inconsistencia para cosechar 23 unidades, luego 37, más adelante 25 y todo esto con los mismos o incluso mejores jugadores.

Creo que esta dirigencia no ha tomado en cuenta que antes de analizar e interpretar los datos de cualquier posible refuerzo, primero debe de institucionalizar el "cómo quieren jugar".

Porque no es lo mismo, por ejemplo, contratar a un "9" que juega clavado entre los centrales y de magnifico juego aéreo como Boselli, que a uno ligero, gambetero y mucho más dinámico como Ruidiaz.

O a un portero que sabe jugar con los pies lejos de su marco como Nahuel, incluso Jonathan Orozco, que a otro que difícilmente sale de su área chica como Memo Ochoa, siendo todos éstos, jugadores AAA.

Mejor sustituyamos las creencias por la realidad:

En el 2014, Luis Miguel Salvador, Carlos Barra, José Treviño y el resto de la inteligencia deportiva del Monterrey decidió jugar con Pabon, Cardona y Chará como delanteros base, teniendo a Madrigal como único "9" de oficio en el roster.

La idea, según entendí, era jugar sin un especialista como lo hacia el Barcelona (no se rían).

Luego, llegó Mohamed y antes que nada contrató a Funes Mori para contar con un delantero centro titular.

Evidentemente, entre Chará, Cardona y Pabon, al "Turco" ya le sobraba uno, desterrando a Chará a Culiacán para no rebasar el límite de extranjeros.

Y ahora, con todos de vuelta en el plantel, el "Turco" evaluó que Chará era necesario antes que Cardona, desatándose una novela que aún no termina, y todo esto por no tener claro el estilo de juego en la institución.

Y todavía yo pregunto: ¿De qué juegan Chará, Pabon y Cardona?

¿Son extremos? No.

¿Son centros delanteros? No.

¿Son medias punta o enganches? Creo que sí o por lo menos ésa es la zona de influencia de los tres.

Entonces vuelvo a preguntar: ¿Por qué llegaron estos tres jugadores?

La reestructuración a la reestructuración de la última reestructuración aún no termina.

PD. "La planificación a largo plazo no se ocupa de las decisiones futuras sino del futuro con las decisiones actuales". Peter Drucker

Lo escrito, escrito está.
Anuncios