lunes, 3 de abril de 2017

Columna San Cadilla Mural - 03 Abril 2017



Anda malito

Justo cuando Rodolfo Pizarro se había convertido en titular indiscutible del medio campo de las Chivas y su nivel futbolístico iba en ascenso, el sábado la mala fortuna tocó a su puerta.

El tamaulipeco salió del juego ante los Monarcas con un desgarre fibrilar en el muslo derecho que lo tendrá, mínimo, dos semanas sin jugar.

Pero nomás llegando de Morelia, en la madrugada del domingo, comenzó con su trabajo de rehabilitación.

No vayan a creer que se fue al consultorio del kinesiólogo horas después de finalizado el partido, pues el Rebaño regresó a la Ciudad, vía terrestre, y habrá llegado alrededor de las dos o tres de la mañana.

Más bien, Pizarro optó por una relajante noche de diversión.

El talentoso pateabalones estuvo en un bar, muy bien acompañado en esas primeras horas dominicales por Paloma Morales, una joven y guapa velocista de la Selección Jalisco de atletismo, con quien comparte el amor a los colores rojiblancos, ya que es nieta del legendario Salvador Reyes.

En plena pachanga, la chica publicó una foto de ella con Pizarro en su cuenta de Instagram, pero la borró a las pocas horas.

Espero que no haya sido porque alguien la regañara.

Los rojiblancos entrenaron ayer, todos menos Pizarro, quien no fue requerido en Verde Valle debido a su lesión.

Con el cambio de horario y la tristeza por quedar fuera de circulación por los próximos cuatro juegos, lo indicado por los especialistas es una divertida noche de fiesta.

A ver, que alguien lo niegue.

El olvidado

No quiero hacerla de promotor, pero no seré el primero en preguntarse cómo es que Juan Carlos Osorio hace como que no ve lo que cada semana hace José Antonio Madueña con el Atlas.

El sábado, en el empate de locura contra los Xolos, el lateral derecho de los Zorros no sólo defendió, sino que demostró de nuevo que es efectivo para centrar y hasta se estrenó como goleador.

Compañeros, directivos y cuerpo técnico no se explican por qué Madueña nunca aparece en las listas de la Selección, pues además es disciplinado y muy ordenado en su vida privada.

En el Atlas lo quieren bien y el sábado, tras anotarle un golazo al Tijuana, fue abrazado por todos.

No cabe duda de que en gustos se rompen géneros y Osorio no tiene planeado llamarlo al Tricolor porque, aunque tenga cualidades, no le gusta su juego aéreo.

Así de fácil.

Problemas reales

Después de la revuelta de los árbitros, la FMF se se puso muy estricta con las sanciones y saca el librito para repartir castigos y multas al por mayor.

Que si está prohibido escupir, que si hubo conductas racistas en el Ascenso MX, que si un técnico se pasó de la raya con los insultos a un aficionado, que si un futbolista perdió la cabeza en un amistoso y se le puso flamenco a un árbitro... en fin.

A raíz de que la suspensión de un año que les endilgaron a Pablo Aguilar y Enrique Triverio por agresiones a silbantes, ahora los sablazos se dan a como indica el manual, sin concesiones ni descuentos.

Pero los federativos también tendrían que ponerse firmes con los adeudos, porque resulta que los pateabalones del Puebla no cobran desde hace ¡tres meses!

El año pasado las deudas con el plantel de los Jaguares fueron el dolor de cabeza de la Liga MX, que amenazó con desafilar al equipo si no pagaba y le exigió a Carlos Hugo López Chargoy que vendiera la franquicia si no podía mantenerla.

Ahora es La Franja, también propiedad de la familia López Chargoy, la que le da puro jarabe de pico a los integrantes de la plantilla y no se ve claro para cuándo se pondrá al corriente con la nómina.

Por su puesto, la FMF dirá que no ha recibido queja alguna, pero más valdría que alguno de los federativos se diera una vuelta por Puebla, porque a los jugadores los traen mareados y amenazados con que, si hacen olas, nanais de paga.

En el equipo hay varios jugadores que viven al día y están desesperados.

Así que, preparados, porque en cualquier momento revienta la bomba.

Mail: san.cadilla@mural.com
Anuncios