miércoles, septiembre 06, 2017

Columna San Cadilla Mural - 06 Septiembre 2017



Misión cumplida

De la mano de Juan Cambios Osorio, el Tricolor ganó en El Salvador, Honduras y Estados Unidos, y anoche jugó mejor que en anteriores partidos.

Aunque todavía no muestra un estilo de juego definido ni prometedor, por lo menos estuvo bien plantado, metió la pierna y fue mejor que Costa Rica, aunque no pudo sentenciar el juego y al final casi pierde, de no ser porque se le atravesó el poste a un disparo del tico Johan Venegas.

Osorio va invicto en la eliminatoria, clasificó al Mundial y conserva el primer lugar del Hexagonal.

Además, está a 2 puntos de igualar la marca de Ricardo La Volpe rumbo a Alemania 2006 y todavía le quedan dos partidos, contra Honduras y Trinidad y Tobago.

Por lo menos en el camino a Rusia 2018, los jugadores han demostrado, con palabras y futbol, que lo apoyan, así que parece que las aguas se calmarán un rato, porque acuérdense de que algunos directivos -saludos a Chucho Pachuco y al "Inge" Alejandro Rodríguez- le buscaban sustituto después de los papelones en la Copa Confederaciones y la Copa Oro.

Finalmente, sacó 4 puntos de 6 en la fecha FIFA y así ni quién rezongue.

Por cierto, entre los cambios de anoche destacó la aparición de Raúl Jiménez como delantero titular. Con lo visto, parece que Javier "Chicharito" Hernández podría esperar en la banca unos juegos más.

Peeeeero, seguro que seguirán las rotaciones y que Osorio estará en el Mundial.

León flaco

Los Leones Negros andan graves y lo que le sigue, pues su crisis no sólo radica en lo deportivo, pues son últimos de la clasificación en la Dimensión Desconocida.

También en el aspecto económico la pasan mal, porque el patronato que maneja al equipo universitario destinó menos dinero para este campeonato, desilusionado por los resultados de torneos anteriores, al grado de que hasta la mascota le está sufriendo.

Alan Ramiro Plazola, estudiante de fisioterapia y árbitro profesional, es quien le da vida a Rufián, una botarga de león que anima a los valientes que acuden al Jalisco para ver al alicaído equipo universitario. El presupuesto es tan apretado que sufren para pagarle.

¿Pero qué se puede esperar si la directiva determinó bajar la nómina y armó una plantilla muuuy flaca?

Ya les había dicho que los pateabalones no tienen buena química con el técnico Jorge "Vikingo" Dávalos y no porque no lo quieran, que quede claro, sino porque en ocasiones simplemente no le entienden.

Cómo se extraña aquella euforia del regreso a Primera División, la cual en la UdeG han dejado que se esfume, a pesar de que saben que la marca vende en Guadalajara.

Que alguien les recuerde que los Leones Negros a más de alguno le interesan.

Desfile

Con todo y que ayer ratificaron a Sergio Egea en el timón de los Pumas hasta el final del torneo, en los últimos días han pasado por las oficinas un par de entrenadores, nomás como para ver qué hay de nuevo.

El primero fue Leonardo Cuéllar, quien tiene invicto al América en la Liga MX Femenil.

El ex entrenador del Tri femenil visitó La Cantera para ver el desempeño de las Pumas, a quienes las Águilas enfrentaron el fin de semana, sin embargo, Cuéllar no sólo estuvo como espectador, sino que se dio una vuelta por allá donde el presidente, Rodrigo Ares de Parga, tiene su oficina.

A lo mejor es porque se identifica con los colores del club, pues canterano de la UNAM.

El otro es Rafael Puente del Río, el actual estratega de los Lobos BUAP, quien alcanzó la cima de la clasificación con un un plantel cortito, algo que sería atractivo para la directiva felina.

Curiosamente, se paseó por CU en el duelo de Copa contra el Celaya, el domingo, y ni siquiera tenía el pretexto de que su equipo se mediría con los Pumas, a los que ya enfrentó en la Jornada 3.

Con eso de que Egea tiene el voto de confianza hasta diciembre, no me extrañaría que el desfile de entrenadores se extienda.

Mail: san.cadilla@mural.com
Anuncios